Todos los artículos

Todo lo que he escrito en Oye Deb

Desde septiembre de 2012 hasta ahora he escrito (más o menos) una Debsletter por semana. Algunos de esos correos son contenido que no publico en abierto, pero aquí abajo tienes una lista de todo lo que sí he compartido públicamente desde entonces.

Sírvete un vaso de algo y ponte cómoda porque hay lectura para rato.

Si en vez de esto prefieres una lista más corta con mis recomendaciones separada por temáticas, haz click aquí.

Y sobre todo, no te olvides de suscribirte a la Debsletter.

Un abrazo,

Aprendiz de todo, maestra de mucho

Sentirnos expertas nos da la confianza para creer que lo que hacemos está bien. Que lo que decimos es válido. Que nadie nos podrá llevar la contraria. Que no se reirán de nosotras. Que no nos señalarán con el dedo y murmurarán a nuestras espaldas “mírala, no tiene ni idea”.

Ni críticas ni criticadas

Aunque los que critican quieran hacérnoslo creer no tienes por qué atender a las críticas, ni tomártelas bien, ni aceptarlas humildemente, ni nada de nada.

¿Por qué hablo en femenino?

Hacen falta más voces, más iniciativas, más mujeres que digan algo y que dejen su huella. Hace falta más presencia. Hace falta tu presencia.

¿Quién decide quién eres?

¿Qué crees que pasará si atiendes a todas las observaciones sobre tu carácter, sobre tu negocio, sobre tus sentimientos o sobre cualquier cosa que te importe y acabas considerándolas verdaderas, incapaz de discernir lo que tú crees de lo que creen los demás?

Por qué deberías hacerle preguntas a tu empresa y pararte a responderlas

Durante un tiempo pensé que lo que tenía que hacer era ir aprendiendo cosas (de aquí y de allá) e irlas aplicando sobre la marcha, pero eso no me daba buenos resultados porque eran como pequeños parches que iba poniendo uno sobre otro. Mis cambios no respondían a una visión general, no estaban meditados desde mi propia perspectiva. Al final me di cuenta de que lo que me funcionaba era en realidad lo más sencillo: solo tenía que hacerme preguntas.

Los cuatro acuerdos toltecas

Honestamente, creo que estas cuatro frases tienen mucho que ofrecernos para vivir nuestro día a día con más alegrías y menos disgustos. Y eso siempre es bien.

Inspirarte o copiar

Hace unos días me escribía una lectora que está intentando construir su negocio preguntándome si había una manera correcta de inspirarse en otros para crear tu trabajo. Me decía "¿Quién traza las líneas de lo que está bien y lo que no? ¿Hay códigos de conducta para estos temas?".

Rompe tu lista de buenos propósitos

Diciembre es el mes de hacer buenos propósitos para el año que entra y fingir (frente a nosotros mismos) que los vamos a cumplir y es el momento de compartirlos en nuestras redes sociales para que todo el mundo vea que tenemos intención de ser mejores personas. La cuestión es ¿los cumpliremos?

6 cosas que hay que desaprender del colegio

Muchas de las cosas que nos metieron en la cabeza, que forman parte del mismo núcleo del funcionamiento del sistema escolar, es basura que deberíamos ignorar si queremos hacer algo productivo en la vida.